El 4 de mayo será mi cumpleaños y he decidido que lo festejaré en nuestra casa de verano (como todos los años), esperando de verdad que no llueva ya que el tiempo está loquísimo ultimamente, así que el fin de semana pasado fuimos solo para darnos cuenta de que la tenemos muy abandonada. Solo llegando nos encontramos con la sorpresa de un enorme candado en el portón. Al parecer tenía días que se había roto y Richetto decidió ponerle un candado en lo que lo ajustaba. Les cuento. Richetto es ...