El Casatiello napolitano es una torta rústica típica de la cocina napolitana. Este platillo viene preparado tradicionalmente para el período de Pascua y es en su forma que representa los símbolos de esas fechas, por ejemplo las cruces de decoración que fijan los huevos sobre la torta. Cada año preparo el Casatiello en mi casa para servirlo en el almuerzo pascual, así también como preparo la Pizza de Pascua y otras deliciosas recetas que son imperdibles de esta fecha.

El nombre Casatiello deriva del dialecto napolitano “caso” que significa queso ya que es precisamente con este que se prepara esta torta. El queso que se usa tradicionalmente es el pecorino romano pero las variantes al día de hoy son muchas y se pueden encontrar Casatiello con otros tipos de queso como parmigiano, emmenthal y provolone. En lo que se refiere a los embutidos, en la receta clásica se pueden encontrar el típico salame napolitano y las ciccioli (una especie de chicharrones de cerdo); pero como siempre, las variantes están a la orden del día y algunas incluyen mortadella y hasta jamón cocido.

El Casatiello es perfecto para llevarse al picnic de Pasquetta (día típico y festivo en Italia), por lo que pueden prepararlo unos dos o tres días antes y mantenerlo en un contenedor bien cerrado hasta el momento del consumo.

Casatiello Napolitano

Ingredientes (para un molde de 22-24 cm):

  • 350 gr de harina 00
  • 300 gr de harina de fuerza (manitoba)
  • 10 gr de levadura fresca
  • 40 gr de manteca de cerdo
  • 20 gr de aceite EVO
  • 200 gr de quesos mixtos (pecorino, parmigiano, provolone, etc.)
  • 200 gr de salame napolitano (o salame picante)
  • 4 huevos
  • 1 cdita. de malto (pueden substituir con miel)
  • 380 ml de agua
  • sal y pimienta

 

Preparación:

Diluir la levadura en el agua tibia junto con el malto dentro un contenedor grande (por ejemplo el de la amasadora), agregar harina 00 la necesaria para formar una masita casi líquida. Dejar levar por 30 minutos en un lugar sin corrientes de aire. Pasado el tiempo agregar el resto de las harinas y comenzar a amasar a velocidad media (o a mano, en este caso poner las harinas en una encimera y al centro la levadura). Agregar el aceite, la manteca, una cdita. de sal y abundante pimienta triturada al momento. Continuar amasando hasta que obtengan una masa suave y lisa que se despega facilmente de las manos. Si la masa resultase pegajosa continuar amasando por otro par de minutos ya que la harina de fuerza necesita tiempo para absorber la humedad.

Tapar la masa con un telo limpio y dejar levar en un lugar de preferencia tibio (o sin corrientes de aire) hasta que habrá doblado su volumen.

Cortar el salame y los quesos en cubitos. Lavar los huevos perfectamente y secarlos con papel.

Enharinar una encimera, poner sobra la masa y dejar aparte una pequeña porción (servirá para la decoración). Extender la masa en un rectángulo de 1cm de espesor. Distribuir bien los quesos y el salame encima.

Enrollar delicadamente la masa sobre si misma hasta obtener una especie de tubo largo.

Engrasar un molde para rosca de unos 22-24 cm. de diámetro; poner al interno el Casatiello y pegar las dos extremidades. Acomodar los huevos crudos en manera vertical bien distanciados el uno del otro y haciendo una ligera presión con las manos.

Con la masa que dejaron aparte hacer 8 tiras que acomodarán encima de cada huevo (dos en c/u) de manera cruzada.

Cubrir con un telo limpio y seco y dejar reposar en un lugar tibio o a temperatura ambiente por 1 hora o una hora y media. Cocer en horno previamente calentado a 160°C por 15 minutos, alzar la temperatura a 180°C y continuar la cocción por otros 45 minutos.